Una impresionante bola de fuego de color verde cruza el cielo de Sevilla

Una impresionante bola de fuego fue vista desde Sevilla el pasado domingo a las 23.39 horas. Las imágenes más espectaculares de este fenómeno fueros capturadas desde la provincia sevillana, desde dónde la bola de fuego mostró un intenso color verde mientras cruzaba el cielo nocturno.

Según el astrofísico José María Madiedo del Instituto de Astrofísica de Andalucía (IAA-CSIC), la bola se fuego es un fragmento de un cometa que atravesó el Atlántico entre la costa de España y Marruecos. El meteoroide entró en la atmósfera a una velocidad de 72.000 kilómetros por hora. Se inició a una altitud de unos 90 kilómetros sobre el mar, sobre la vertical de un punto situado a unos 68 kilómetros de las costas de Cádiz y a unos 81 kilómetros de la costa marroquí. Desde allí avanzó en dirección sureste, finalizando sobre el mar a una altitud de unos 46 kilómetros, sobre la vertical de un punto situado a 81 kilómetros de la costa de Cádiz y a 72 kilómetros de la costa de Marruecos.<blockquote class=»twitter-tweet» data-width=»550″><p lang=»es» dir=»ltr»>Las imágenes más impactantes se grabaron desde Sevilla. Sobrevoló el Atlántico, entre las costas de España y Marruecos. La imagen muestra su trayectoria <a href=»https://twitter.com/abcdesevilla?ref_src=twsrc%5Etfw»>@abcdesevilla</a> <a href=»https://twitter.com/diariosevilla?ref_src=twsrc%5Etfw»>@diariosevilla</a> <a href=»https://twitter.com/Canvazmar?ref_src=twsrc%5Etfw»>@Canvazmar</a> <a href=»https://twitter.com/mjguzman40?ref_src=twsrc%5Etfw»>@mjguzman40</a> <a href=»https://twitter.com/elCorreoWeb?ref_src=twsrc%5Etfw»>@elCorreoWeb</a> <a href=»https://twitter.com/RamonRMM?ref_src=twsrc%5Etfw»>@RamonRMM</a> <a href=»https://twitter.com/EPAndalucia?ref_src=twsrc%5Etfw»>@EPAndalucia</a> <a href=»https://twitter.com/A3Noticias?ref_src=twsrc%5Etfw»>@A3Noticias</a> <a href=»https://twitter.com/europapress?ref_src=twsrc%5Etfw»>@europapress</a> <a href=»https://twitter.com/20m?ref_src=twsrc%5Etfw»>@20m</a> <a href=»https://t.co/jDQPrFfe1l»>pic.twitter.com/jDQPrFfe1l</a></p>&mdash; Jose Maria Madiedo (@jmmadiedo) <a href=»https://twitter.com/jmmadiedo/status/1465343193688551432?ref_src=twsrc%5Etfw»>November 29, 2021</a></blockquote> <script async src=»https://platform.twitter.com/widgets.js» charset=»utf-8″></script>

El fenómeno fue grabado por los detectores que la Red de Bólidos y Meteoros del Suroeste de Europa (Red SWEMN) opera en diferentes observatorios. Concretamente esta bola de fuego ha sido grabada desde los observatorios de Calar Alto (Almería), Sierra Nevada (Granada), La Sagra (Granada), La Hita (Toledo) y Sevilla. Estos detectores trabajan en el marco del Proyecto SMART, que se coordina desde el Instituto de Astrofísica de Andalucía (IAA-CSIC) con el objetivo de monitorizar continuamente el cielo para registrar y estudiar el impacto contra la atmósfera terrestre de rocas procedentes de distintos objetos del Sistema Solar.

Este bólido ha sido analizado por el investigador responsable del Proyecto SMART, el astrofísico José María Madiedo.Una impresionante bola de fuego fue vista desde Sevilla el pasado domingo a las 23.39 horas. Las imágenes más espectaculares de este fenómeno fueros capturadas desde la provincia sevillana, desde dónde la bola de fuego mostró un intenso color verde mientras cruzaba el cielo nocturno.

Según el astrofísico José María Madiedo del Instituto de Astrofísica de Andalucía (IAA-CSIC), la bola se fuego es un fragmento de un cometa que atravesó el Atlántico entre la costa de España y Marruecos. El meteoroide entró en la atmósfera a una velocidad de 72.000 kilómetros por hora. Se inició a una altitud de unos 90 kilómetros sobre el mar, sobre la vertical de un punto situado a unos 68 kilómetros de las costas de Cádiz y a unos 81 kilómetros de la costa marroquí. Desde allí avanzó en dirección sureste, finalizando sobre el mar a una altitud de unos 46 kilómetros, sobre la vertical de un punto situado a 81 kilómetros de la costa de Cádiz y a 72 kilómetros de la costa de Marruecos.<blockquote class=»twitter-tweet» data-width=»550″><p lang=»es» dir=»ltr»>Las imágenes más impactantes se grabaron desde Sevilla. Sobrevoló el Atlántico, entre las costas de España y Marruecos. La imagen muestra su trayectoria <a href=»https://twitter.com/abcdesevilla?ref_src=twsrc%5Etfw»>@abcdesevilla</a> <a href=»https://twitter.com/diariosevilla?ref_src=twsrc%5Etfw»>@diariosevilla</a> <a href=»https://twitter.com/Canvazmar?ref_src=twsrc%5Etfw»>@Canvazmar</a> <a href=»https://twitter.com/mjguzman40?ref_src=twsrc%5Etfw»>@mjguzman40</a> <a href=»https://twitter.com/elCorreoWeb?ref_src=twsrc%5Etfw»>@elCorreoWeb</a> <a href=»https://twitter.com/RamonRMM?ref_src=twsrc%5Etfw»>@RamonRMM</a> <a href=»https://twitter.com/EPAndalucia?ref_src=twsrc%5Etfw»>@EPAndalucia</a> <a href=»https://twitter.com/A3Noticias?ref_src=twsrc%5Etfw»>@A3Noticias</a> <a href=»https://twitter.com/europapress?ref_src=twsrc%5Etfw»>@europapress</a> <a href=»https://twitter.com/20m?ref_src=twsrc%5Etfw»>@20m</a> <a href=»https://t.co/jDQPrFfe1l»>pic.twitter.com/jDQPrFfe1l</a></p>&mdash; Jose Maria Madiedo (@jmmadiedo) <a href=»https://twitter.com/jmmadiedo/status/1465343193688551432?ref_src=twsrc%5Etfw»>November 29, 2021</a></blockquote> <script async src=»https://platform.twitter.com/widgets.js» charset=»utf-8″></script>

El fenómeno fue grabado por los detectores que la Red de Bólidos y Meteoros del Suroeste de Europa (Red SWEMN) opera en diferentes observatorios. Concretamente esta bola de fuego ha sido grabada desde los observatorios de Calar Alto (Almería), Sierra Nevada (Granada), La Sagra (Granada), La Hita (Toledo) y Sevilla. Estos detectores trabajan en el marco del Proyecto SMART, que se coordina desde el Instituto de Astrofísica de Andalucía (IAA-CSIC) con el objetivo de monitorizar continuamente el cielo para registrar y estudiar el impacto contra la atmósfera terrestre de rocas procedentes de distintos objetos del Sistema Solar.

Este bólido ha sido analizado por el investigador responsable del Proyecto SMART, el astrofísico José María Madiedo.

Deja un comentario