La transformación del Paseo de Colón

La vuelta del verano ha traído consigo un zafarrancho de obras en el Paseo de Colón. Dos proyectos de nueva construcción y varias reformas en locales comerciales transformarán la fisonomía de esta vía que es uno de los principales ejes turísticos de Sevilla. El cambio más llamativo es el derribo situado a pocos metros de la calle Adriano que sólo ha dejado en pie una ventana de la edificación original. Hace apenas unos días que la excavadora se llevó por delante el bloque que ocupa el número 9 donde había varios locales comerciales con un bar, una tienda de souvenirs y otra de productos ecológicos.

El solar que ahora llama la atención de los viandantes albergará un edificio de seis viviendas de lujo de nueva construcción que promueve una empresa sevillana y que dispondrá de un local que ocupará la planta baja, además de varios trasteros y garajes en el sótano. El diseño de la fachada poco tiene que ver con el estilo regionalista que se conserva a lo largo de esta avenida. Será de estilo simple, con numerosos balcones a la calle, todos con baranda de cristal y se usarán los colores blanco y gris para el exterior, como muestra la recreación que la promotora Efecto Inmobiliario publica en su página web.

Las obras durarán algo más de un año cuando este nuevo residencial empezará a recibir a los futuros propietarios. La superficie del solar ronda los 400 metros cuadrados y tiene una edificabilidad máxima de unas cuatro plantas más azotea.

Obras de ampliación del hotel Lobby Rooms que será un cinco estrellas

Vanessa Gómez
Un poco más adelante toma forma la ampliación del hotel Lobby Rooms, que ocupará toda la manzana con una fachada orientada al puente de Triana. El proyecto, que lideran varios empresarios sevillanos, dispondrá de cuarenta habitaciones, un par de restaurantes y una terraza abierta a todos los públicos, no sólo a los huéspedes.

La inversión prevista ronda los cinco millones de euros para rehabilitar íntegramente el número 25 de Reyes Católicos, por donde mantendrá la entrada principal, comunicándolo con el 23 para crear un nuevo cinco estrellas que ya está en obras. La cuba se encuentra situada en una de las calles aledañas y la grúa ya está instalada para avanzar en los trabajos.

GALERÍA
Este será el segundo hotel de la zona tras la apertura del Kivir en 2019. Tradicionalmente el enclave no había llamado la atención del sector turístico, a pesar de la excelente ubicación y las vistas al Guadalquivir. Como ocurriera con el primer Lobby Rooms, inaugurado en el verano de 2018, el diseño respetará escrupulosamente la arquitectura original, manteniendo la fachada en blanco y realzando los detalles arquitectónicos de este segundo inmueble, que permitirá ampliar la capacidad de alojamiento.

A la par varios negocios del entorno acometen reformas preparándose para la recuperación de la actividad con la mejor evolución de la pandemia. El avance de la vacunación permite que se puedan relajar las restricciones que afectaban a locales de esta zona, especialmente a los que se dedican al ocio nocturno que ahora tienen más tiempo de apertura. Coincidiendo con el regreso de las vacaciones muchos de ellos se están poniendo a punto con pequeñas obras que también aumentan el movimiento de profesionales de la construcción que contribuyen a renovar la imagen del Paseo de Colón.La vuelta del verano ha traído consigo un zafarrancho de obras en el Paseo de Colón. Dos proyectos de nueva construcción y varias reformas en locales comerciales transformarán la fisonomía de esta vía que es uno de los principales ejes turísticos de Sevilla. El cambio más llamativo es el derribo situado a pocos metros de la calle Adriano que sólo ha dejado en pie una ventana de la edificación original. Hace apenas unos días que la excavadora se llevó por delante el bloque que ocupa el número 9 donde había varios locales comerciales con un bar, una tienda de souvenirs y otra de productos ecológicos.

El solar que ahora llama la atención de los viandantes albergará un edificio de seis viviendas de lujo de nueva construcción que promueve una empresa sevillana y que dispondrá de un local que ocupará la planta baja, además de varios trasteros y garajes en el sótano. El diseño de la fachada poco tiene que ver con el estilo regionalista que se conserva a lo largo de esta avenida. Será de estilo simple, con numerosos balcones a la calle, todos con baranda de cristal y se usarán los colores blanco y gris para el exterior, como muestra la recreación que la promotora Efecto Inmobiliario publica en su página web.

Las obras durarán algo más de un año cuando este nuevo residencial empezará a recibir a los futuros propietarios. La superficie del solar ronda los 400 metros cuadrados y tiene una edificabilidad máxima de unas cuatro plantas más azotea.

Obras de ampliación del hotel Lobby Rooms que será un cinco estrellas

Vanessa Gómez
Un poco más adelante toma forma la ampliación del hotel Lobby Rooms, que ocupará toda la manzana con una fachada orientada al puente de Triana. El proyecto, que lideran varios empresarios sevillanos, dispondrá de cuarenta habitaciones, un par de restaurantes y una terraza abierta a todos los públicos, no sólo a los huéspedes.

La inversión prevista ronda los cinco millones de euros para rehabilitar íntegramente el número 25 de Reyes Católicos, por donde mantendrá la entrada principal, comunicándolo con el 23 para crear un nuevo cinco estrellas que ya está en obras. La cuba se encuentra situada en una de las calles aledañas y la grúa ya está instalada para avanzar en los trabajos.

GALERÍA
Este será el segundo hotel de la zona tras la apertura del Kivir en 2019. Tradicionalmente el enclave no había llamado la atención del sector turístico, a pesar de la excelente ubicación y las vistas al Guadalquivir. Como ocurriera con el primer Lobby Rooms, inaugurado en el verano de 2018, el diseño respetará escrupulosamente la arquitectura original, manteniendo la fachada en blanco y realzando los detalles arquitectónicos de este segundo inmueble, que permitirá ampliar la capacidad de alojamiento.

A la par varios negocios del entorno acometen reformas preparándose para la recuperación de la actividad con la mejor evolución de la pandemia. El avance de la vacunación permite que se puedan relajar las restricciones que afectaban a locales de esta zona, especialmente a los que se dedican al ocio nocturno que ahora tienen más tiempo de apertura. Coincidiendo con el regreso de las vacaciones muchos de ellos se están poniendo a punto con pequeñas obras que también aumentan el movimiento de profesionales de la construcción que contribuyen a renovar la imagen del Paseo de Colón.

Deja un comentario